Playa del Castell y Cala Estreta

Ficha de la ruta

Icono que indica la dificultad de la ruta
Media
Icono de una regla que indica la distancia de la ruta
7 km
Icono de un gráfico que indica el desnivel positivo de la ruta
290 m
Icono de un cronómetro que indica la duración aproximada de la ruta
2h 45min

Descripción

En un pequeño rincón de la maravillosa Costa Brava encontramos el Cap Roig. Un espacio prácticamente no urbanizado y tranquilo, envuelto por vegetación, acantilados y pequeñas calas como la Cala Canyers, la Cala Corbs, la Cala Estreta o la Cala del Crit, entre otras. En este idílico entorno, además, encontraremos un pequeña sorpresa, y es que Salvador Dalí tenía una pequeña barraca taller con una puerta de lo más curiosa.

La ruta que os proponemos está dividida en dos partes: la primera, a la orilla del mar y pasando por cada una de las calas y, la segunda, por el interior a través del GR-92.

Observaciones

Dificultad: El terreno de la Costa Brava es abrupto. No encontraremos ningún paso muy complicado.

Época: Ruta realizable en cualquier época del año. En verano puede hacer mucho calor, debemos ser precavidos con las protecciones y llevar suficiente agua.

Otros datos: En verano se cobra una pequeña tasa de aparcamiento para la mejora y protección del entorno

Mapa de la ruta

Recorrido detallado

Nuestro camino empezará en la playa del Castell, donde dejaremos el coche en su aparcamiento y avanzaremos en dirección al mar.
En pocos minutos nos plantamos en la Playa del Castell (0:10h - 2m), una de las calas más grandes y vírgenes de la Costa Brava, de más de 300 metros de arena blanca.

Inicio del recorrido en la playa del Castell
Inicio del recorrido en la playa del Castell

La Playa del Castell
La Playa del Castell


Seguimos caminando para visitar las ruinas íberas, situadas al Cabo de Castell (0:15h - 12m), un asentamiento que data del siglo VI.
De aquí podremos descubrir la curiosa Roca Foradada de la Cala Cobertera, que podríamos cruzar por su interior en kaiak y que es estrecha y cerrada entre acantilados.


El Cabo del Castell
El Cabo del Castell

Roca Foradada a la Cala Cobertera
Roca Foradada a la Cala Cobertera


Avanzando por encima del mar encontramos pequeñas calitas muy acogedoras pero de muy difícil acceso.
A medida que vamos ganando altitud encontramos unas muy buenas vistas del Cabo de Castell, con la redondeada playa del Castell y, al fondo, Palamós.


Pequeñas calas de difícil acceso
Pequeñas calas de difícil acceso

Vistas del Cabo del Castell, playa del Castell y Palamós
Vistas del Cabo del Castell, playa del Castell y Palamós


De aquí, nos desviaremos del sendero costero para adentrarnos en el interior del bosque en busca de la pequeña barraca de Dalí.
La curiosa barraca de Dalí (0:30h - 55m), con su puerta inclinada, fue un pequeño taller aunque se cree que finalmente no acabó pintando ninguna obra suya en su interior, ya que el pintor estaba más inspirado en Portlligat.


Nos adentramos en el bosque
Nos adentramos en el bosque

La barraca de Dalí de la Costa Brava
La barraca de Dalí de la Costa Brava


Reencontraremos otra vez el camino hasta la costa, donde un pequeño cartel nos indica el Puig d'en Gener.
Encima del pequeño monte contemplaremos la abrupta línea de costa, de aguas cristalinas y vegetación casi a nivel de mar.


Puig d'en Gener
Puig d'en Gener

La línea de costa
La línea de costa


De repente nos encontramos en el sendero principal del camino de ronda, avanzaremos unos metros por él y nos desviaremos otra vez hacia el mar, en búsqueda de la Punta dels Canyers.
Las pequeñas calas secretas del entorno descansan de la visita de turistas durante la temporada baja, momento ideal para recorrer dichos caminos masificados en verano. En este caso, la Cala Corbs.


Sendero principal del camino de ronda
Sendero principal del camino de ronda

La Cala Corbs
La Cala Corbs


Vamos avanzando por estos bonitos senderos debajo de los pinos, a la orilla del mar, para encontrar la Cala Estreta.
La Cala Estreta (1:00h - 0m) es muy conocida en la zona. Formada por una serie de playas curvas y separadas por pequeños cabos de roca, en un entorno totalmente salvaje, hacen de ella una preciosa y relajante playa.


Avanzamos por bonitos caminos cerca del mar
Avanzamos por bonitos caminos cerca del mar

La Cala Estreta
La Cala Estreta


Recorremos Cala Estreta por la misma playa de punta a punta, y aprovechamos para remojarnos los pies en su fría agua, ya que el día que realizamos la ruta y la mala mar de los últimos días se han comido buena parte de la arena.
Al final del seguido de calas llegamos al pequeño Cap de Planes (1:30h - 35m), desde donde podremos ver con una nueva perspectiva las calas que acabamos de cruzar.


Caminando por Cala Estreta
Caminando por Cala Estreta

El Cabo de Planes
El Cabo de Planes


Seguiremos avanzando por el camino de costa e iremos a buscar la siguiente y última playa de este recorrido, la Cala del Crit.
Y finalmente llegaremos a la Cala del Crit (2:00h - 0m), donde también hay dos barracas de pescadores, formada por dos pequeñas calas separadas por una enorme roca.


Nos dirigimos a la Cala del Crit
Nos dirigimos a la Cala del Crit

La Cala del Crit
La Cala del Crit


Bajamos hasta el agua y cruzamos por la brecha que agujerea la roca para llegar a la parte norte de la playa. Desde esta, al pie de la construcción de pescadores tomamos un camino que sube fuerte hasta el Cap Roig.
Una vez en la parte alta llegamos al camino principal, el GR-92. Abandonamos la línea de la costa y seguiremos en todo momento el GR-92 que nos llevará de nuevo a la playa del Castell, atravesando este gran bosque de pinos.


Cruzamos la brecha de la Cala del Crit
Cruzamos la brecha de la Cala del Crit

El GR-92 hacia la playa del Castell
El GR-92 hacia la playa del Castell